viernes, 13 de julio de 2012

El BHD afirma hay estabilidad económica en el país


Santo Domingo. República Dominicana, aún en contra de todos los choques externos a los que se ha enfrentado, está ante un escenario de estabilidad de precios y de tasa de cambio, así como de baja en las tasas de interés en los próximos seis meses, lo cual dinamizará la economía para beneficio de todos los sectores.

Así lo afirmó el presidente del consejo de directores del Banco BHD, Luis Molina Achécar, durante su participación ayer en el Desayuno de LISTÍN DIARIO, aunque consideró que en un escenario de más largo plazo la economía está frente al hándicap del tema energético, pues a su entender es un “cáncer para el país”, ya que al hablar de competitividad de las empresas habría que referirse a la gente de manera particular. Consideró que no es posible lograr una mejoría en la productividad con trabajadores que en sus casas no tienen las comodidades que les permitan llegar a trabajar en un mejor estado de ánimo.

El otro gran problema que visualiza tiene que ver con las empresas, ya que deben competir con
Centroamérica y el resto del mundo, para lo cual necesitan tener precios razonables. Señaló que todas las compañías necesitan tener generadores de electricidad de manera particular y otros sistemas alternativos de energía, lo cual incrementa los costos.

Respecto a las finanzas públicas, Molina Achécar dijo que uno de los problemas que enturbian los pronósticos económicos es que el Gobierno debe tener sus finanzas con calidad y no llegar a un déficit del 4% del producto interno bruto (PIB), sino que se debe ser razonable, quizás un 2%.

El presidente del BHD refiere que cuando el Gobierno tiene que subsidiar la energía eléctrica en US$1,000 millones (RD$40,000 millones) esos son casi 2% del PIB y no habría que hacer ninguna reforma fiscal y esos recursos podrían canalizarse hacia otras áreas.

Para el ejecutivo bancario, cuando sube el petróleo y hay que buscar US$600 ó US$700 millones más para importarlo, hay que dejar de comprar otras cosas o endeudarse, lo cual no es factible para quemar divisas en esa forma. “Te suben todos los precios internos, pero además hay que inducir una recesión en la economía para que se deje de comprar algunas cosas. Entonces, cuando sube el crudo lo que suelen hacer los bancos centrales, incluyendo el de aquí, es recoger dinero para que las tasas de interés suban y al suceder eso se consume menos, ralentizando la economía y así se acomoda la factura. Pero no podemos seguir con estos ciclos de sube y baja de la economía en función de los choques petroleros”, explicó.

Sostuvo que el problema eléctrico hay que resolverlo porque afecta la macroeconomía, la calidad de vida de la gente, la competitividad de las empresas y las finanzas públicas. “Yo creo que si hacemos las cosas que tenemos que hacer este país tiene un futuro alentador, pero tenemos que resolver el problema eléctrico, de la delincuencia y otros. Creo que la minería podría ayudarnos a cubrir algunas de nuestras necesidades”, sostuvo.

Señaló que en el mundo hay trillones de dólares que andan buscando destinos de inversión y países como República Dominicana deben aprovechar estas oportunidades para atraer capitales.

Molina Achécar dijo que las dos determinantes del crecimiento son la inversión y la productividad, lo que indica  que si el país atrae inversiones y resuelve el problema de la competitividad con el sector eléctrico, el país tiene un futuro enorme.

Destacó que el presidente electo ha marcado dos sectores, el turismo y el sector agropecuario, como puntos de referencia para el crecimiento económico del país. A su entender, el país debe ser un exportador de frutos y vegetales hacia la región del Caribe y otras regiones.

Molina Achécar destacó que lo que está sucediendo en Europa es dramático con una mezcla de crisis bancaria y soberana. Señaló que la crisis de Estados Unidos se inició por los bancos, pero en Europa fue por los gobiernos, ya que sus dificultades financieras rebotaron en el sistema bancario. Dijo que el pronóstico de la economía mundial es de cuidado, lo que significa que no crecerá mucho en los próximos años porque de donde viene el crecimiento ahora no es precisamente de los grandes, sino de los países BRIC y emergentes (Brasil, Rusia, India y China).

Expresó que partiendo de esta realidad hay noticias negativas para al país porque es a esos mercados a los que República Dominicana les vende y son emisores de turismo. Dijo que a pesar de la crisis el envío de remesas no ha sido tan afectado porque la mayoría es de Estados Unidos.

El ejecutivo bancario dijo que República Dominicana está obligada a incrementar sus exportaciones para generar divisas y por vía de consecuencia lograr una economía próspera. Expresó que hay una necesidad de aliviar el desempleo, ya que la lucha contra la pobreza y la delincuencia tiene que ver con eso.
Señaló que la mejor noticia en medio de todo es la baja del petróleo producto de la recesión mundial, lo cual es la parte positiva. Refirió que el gobernador del Banco Central, Héctor Valdez Albizu, ha dicho que la meta de inflación se cumplirá sin inconvenientes pues están muy por debajo, por lo que hay capacidad de incentivar el crecimiento de la economía, bajando los intereses y con otras medidas.

Celebrando 40 años
El BHD está celebrando los 40 años de haber iniciado sus operaciones en el mercado financiero dominicano. Su trayectoria ha estado marcada por ciclos estratégicos que han coincidido con importantes momentos de la historia dominicana. En 1993 se convirtió en el primer multibanco del país, logrando cimentar lo que ha sido una historia llena de retos y metas cumplidas.

Sus números son elocuentes. Los activos están en RD$114,126.3 millones, con una cartera de préstamos que supera los RD$57,446.9 millones, una cobertura de provisiones de 2.07 veces la cartera vencida y un índice de solvencia 15.44%.

El presidente del consejo directivo, Luis Molina Achécar, consideró que haberse iniciado como el primer banco múltiple del país fue un paso trascendente, pues la institución logró mayor eficiencia, creciendo mucho más y ganando más espacio en el pastel financiero. Sostuvo que los últimos 20 años han sido los más productivos y satisfactorios en términos de posicionamiento en el mercado bancario.

“Cuando comenzamos éramos la entidad número 24 del sistema, la última, pero con un hándicap muy grande, ya que estaba destinada a un solo sector y solo teníamos prácticamente dos productos:
préstamos hipotecarios, por un lado, y cédulas hipotecarias, por el otro. No teníamos cuenta de ahorro, corriente, tarjetas y dependiendo de un solo sector. Hoy, 40 años después, somos la segunda entidad financiera privada del país y el sexto en Centroamérica y República Dominicana. O sea, estamos dentro de los diez primeros bancos de la región”, explicó Molina Achécar.

Destacó que gracias al manejo de su gobierno corporativo están calificados dentro de las entidades más eficientes de la región, tomando como referencia las estadísticas y hoy cuenta con más de 100 productos con éxitos en el mercado. Además, dijo, el BHD tiene un banco en Panamá. También tiene la licencia número cinco de bancos en Nueva York.

El presidente del BHD define la etapa comprendida entre 1992 y 2002 como un período de crecimiento junto con su estrategia. “En este período definidos dos frentes de crecimiento: el primero es para el banco con la adquisición de otras entidades, y como holding, al reunir todas las características para seguir creciendo, vamos a convertirlo en que sea dueño de compañía de seguros, de pensiones y mercado de valores. Ahora seríamos financieros y mucho más”, explicó.

Sobre los beneficios que reciben los clientes que van al BHD, ya que ofrece los mismos servicios que otras entidades similares, el vicepresidente de la entidad, José Luis Alonso, destacó que la filosofía del banco ha logrado impactar positivamente en los usuarios, especialmente porque todo el mundo sabe que la institución financiera es mucho más que una entidad bancaria, sino que están seguros de que el dinero está cuidado tomando en cuenta el valor que le dan.

Detalló que hace poco tiempo estaban reunidos con los asesores de la entidad, a propósito de la campaña de imagen que lanzaron recientemente, y revisaban sus efectos. Las respuestas que recibieron en las investigaciones sobre por qué los clientes eligen a un banco es que la lealtad estaba relacionada a “por lo que representa la institución bancaria en cuanto a su filosofía”, pues ha calado mucho en la conciencia de la población.

Una historia marcada por el éxito
Al referirse al aporte que el BHD ha hecho a la economía dominicana durante los últimos 40 años, Luis Molina Achécar destacó que son muchos, pero que podrían señalarse tres vertientes. El primero tiene que ver propiciar bajas en las tasas de interés. Explicó que si se le baja un punto a la tasa eso podría representar RD$5,000 millones de una cartera de RD$500,000 millones colocada.

A su entender, el hecho de que la banca sea más eficiente y competitiva es uno de los aportes que se han hecho. Señaló que fue además la primera institución en abrir cuentas en dólares, lo que le dio la opción a los clientes de hacer negocios en moneda extranjera desde el territorio dominicano.

Refirió que el banco trabaja hoy día con una filosofía “lean”, que consiste en una gestión de aumento de la productividad, que aunque no es nueva, no habían conseguido el mecanismo para aplicarla al sector servicios. “La única palabra que tiene sentido cuando hablamos de competitividad se llama productividad. Si tú no aumentas la productividad no puedes tener empresas que compitan eficientemente con un mundo global”, expresó.

El ejecutivo bancario destacó que BHD opera totalmente diferente a cualquier otro banco del sistema financiero dominicano, ya que se siguen modelos de productividad, donde por ejemplo, para analizar un crédito hay una mesa con los ejecutivos encargados de hacerlo siguiendo un patrón de operatividad que ha dado excelentes resultados, siendo ágiles en el proceso.

En cuanto a esta parte del proceso, Alonso detalló que todos los días a las 8:00 de la mañana los empleados se detienen frente al tablero (pantalla) y con el supervisor se analiza lo que se hizo el día anterior y se ve lo que se hará durante el día. Esto sucede en cada una de las sucursales.

Al respecto, Molina Achécar espera que este modelo sea una especie de vitrina para que las empresas dominicanas y los clientes hagan lo mismo, ya que en la medida en que se apliquen mecanismos de productividad similares en esa misma medida el país será otro más avanzado.

Sobre los beneficios que reciben los clientes que van al BHD, ya que ofrece los mismos servicios que otras entidades similares, el vicepresidente de la entidad, José Luis Alonso, destacó que la filosofía del banco ha logrado impactar positivamente en los usuarios, especialmente porque todo el mundo sabe que la institución financiera no solo es mucho más que una entidad bancaria, sino que están seguros de que el dinero está cuidado tomando en cuenta el valor que le dan.

Detalló que hace poco tiempo estaban reunidos con los asesores de la entidad, a propósito de la campaña de imagen que lanzaron recientemente y revisaban sus efectos. Las respuestas que recibieron en las investigaciones sobre por qué los clientes eligen a un banco es que la lealtad estaba relacionada a “por lo que representa la institución bancaria en cuanto a su filosofía”, pues ha calado mucho en la conciencia de la población.

ALGUNAS DE LAS CLAVES DE LA EXPANSIÓN
Luis Molina Achécar destacó que una de las claves de la expansión del BHD fue la instalación de oficinas en los lugares donde vive la gente para acercar la entidad más al público. Recordó que en Arroyo Hondo no había un banco hasta quemerdecidieron entrar, así como en Bella Vista y así en todos los lugares. “La promesa es brindarles a nuestros clientes una experiencia bancaria superior”, dijo. Un tercer factor diferenciador que según Molina Achécar ofrecen a sus clientes es el valor y filosofía de la marca de que el dinero no tiene valor en sí mismo.

24 DE JULIO DE 1972, EL PRINCIPIO
Los primeros pasos del banco
El crecimiento el BHD ha sido continuo desde que se inició en un segundo nivel en la avenida Lope de Vega de la capital dominicana. El modelo que implementó fue tan exitoso que al poco tiempo come zaron otras instituciones similares.

COINCIDENCIA CON LA AGENDA PAÍS  
Etapas cronológicas en el mercado
Las etapas cronológicas de la economía dominicana han coincidido con las estrat gias del banco, ya que los primeros diez años fueron de fortalecimiento en una coyuntura especial. Luis Molina Achécar entró a los tres meses de fundado el banco.

UNA COYUNTURA PARA CRECER
La reforma del sistrema financiero

La reforma de 1992 al sistema fi nanciero fue lo que realmente le dio paso a la mul tibanca, porque al eliminar todas las exen ciones fi scales que tenía la banca especia izada se entró a una real competencia en el sector, según cuenta el presidente del Banco BHD

Fuente: Listin Diario

0 comentarios:

Publicar un comentario

Dejanos tu opinion

 
Design by Wordpress Theme | Bloggerized by Free Blogger Templates | Grocery Coupons